I.
II.
III.
IV.
V.
Hasta hace cinco años las disputas entre la comunidad judía cristiana y la comunidad LGBT crearon un caos por la dominación de Beverly Hills pero la sociedad LGBT de Los Ángeles y todo California se aliaron a dos diputadosen su afán por crear una igualdad en todo en California, por lo que apoyados por un grupo de empresarios, atletas, músicos y atletas fue que lograron una legislación para la creación de una zona exclusiva para esa comunidad.
El principal activista de ese movimiento y ahora alcalde de Beverly Hills, Travis Denker ha estado acondicionando una ciudad perfecta donde la igualdad prospera, pero lo que no se sabe era que en parte ese proyecto fue para encubrir ciertos negocios ilícitos que tenía con ciertas mafias internacionales. ¿Qué pasaría si la mafia decide cobrar favores?
ambientación
▲ Tu Pj debe tener un Nombre+Apellido o en su defenco un Pseudónimo.
▲ Debes subir tu ficha para obtener color
▲ Después de que tu ficha es aceptada, debes realizar tus Registros
▲ El mínimo de líneas por post es 10.
▲No olviden postear on-rol para mantener sus Pbs, 15 días sin actividad on-rol y perderás tu color
▲ Avisen sus ausencias y eviten perder sus Pbs
021

Elite

013

Burgherdom

002

Home Workers

012

Employees

010

Students

001

Press

003

Police

008

Criminals

Nuevo Skin

21 - 04 - 2016

Limpieza de Registros

12 - 03 - 2016

Skin de Otoño

Noviembre - 2015

Skin Primavera

28 - 04 - 2015

Normas Actualizadas

09 - 12 - 2014

Censo Obligatorio

Octubre - 2014

Apertura foro

25 - 10 - 2014

El foro está inspirado en las series de televisión "Desperate Housewives" y "Devious Maids", sin embargo la trama actual y el enfoque que se le ha dado corre a cargo del staff de Beverly Paradise. Así mismo se agradece a:
Paparazzi y Staff de Beverly Paradise, por la historia y trama.
Damien Aubriot : Modificaciones al skin, tablillas, tablones, y otros códigos.

También agradecemos los tutoriales de Glintz
Savage Themes
The Captain Knows Best y Foroactivo

Algunos recursos gráficos e imágenes han sido tomados de
Tumblr
DeviantArt - Agradecemos especialmente a Pillsburymonki por su coloring Hollywood psd 15
Google
Otros

Gracias a Flaticon por los íconos, créditos a sus autores.

Licencia de Creative Commons

Beverly Paradise by Paparazzi is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en http://beverly-paradise.foroactivo.mx
Mejor AAAApellido
Mejor AAAApellido
Mejor AAAApellido
Mejor AAAApellido
Últimos temas
» Over muscle
Jue Mayo 18, 2017 10:54 pm por Vladimir Mikhailov

» Petición y/o Búsqueda de Rol
Vie Mayo 05, 2017 1:21 pm por Connor Reznikov

» Sorcery hill {Af. Élite}
Lun Abr 03, 2017 9:52 am por Invitado

» Comunidad Homosexual | Eternal Pleasures | REALES | SPORT & UNIVERSITY | APERTURA.
Miér Mar 29, 2017 7:29 pm por A. Griffon Arkwright

» — WALPURGIS HETERO ♥ +18 — Cambio de botón élite!
Sáb Mar 25, 2017 2:42 pm por Invitado

» Gold rings | Griffon
Sáb Mar 25, 2017 2:27 pm por A. Griffon Arkwright

» HUSBAND & MY BOYS 1/4 | Boda del año | Lacayos.
Vie Mar 03, 2017 12:06 pm por A. Griffon Arkwright

» THE RED JOINT | Putos | Sexual Slaves | Clientes
Miér Mar 01, 2017 7:15 am por A. Griffon Arkwright

» Daddy's Boy | Griffon +18
Mar Feb 21, 2017 9:29 am por A. Griffon Arkwright

Afiliados Élite 21 de 50
afiliados Hermanos 03 de 05
Directorio

Noche de estreno [Theo Collins + Noel Camus] +18

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Lun Ago 03, 2015 3:11 pm
Recuerdo del primer mensaje :

A Noel le gustaba el lujo. Mayormente porque siempre lo pagaban otros. Hoy era la presentación de una nueva obra de teatro en el palacio de artes. Un edificio que moderno al estilo americano, pero que trataba de mostrar el porte de los palacios de la opera y los teatros de Europa.

No tenía muy claro de que iba la obra, solo que al chaval que la protagonizaba le sentaba muy bien la túnica y los laureles con los que posaba. El reclamo evidente para la mitad de los que acudieran a verla, la carne siempre vende. Es algo que los carniceros y los chaperos sabían muy bien.

El plan era fantástico: Las personalidades de la ciudad acudirían al evento; Se servirían unos cocteles; verían la obra de teatro; y por ultimo habría una de esas cenas modernas tipo lunch en la sala multiusos. Basicamente todo el mundo depie hablando de lo bonita que habia sido la obra de teatro, soltando algunas referencias leidas de la wikipedia mientras pasaban camareros con miniraciones de bocado que no quitarían el hambre a nadie y copichuelas de champan.

Unos pocos hablarían de chanchullos varios, otros se irían al baño a “empolvarse la nariz” y para las doce… cada mochuelo a su olivo. La situación era divertida porque al ser una ciudad tan gay no sorprendía que el concejal de cultura llevara a un acompañante masculino atractivo, aunque tampoco podían ser tan descarados como si fueran una pareja hetero. Pero básicamente aquella noche Noel era la pilingi guapa en visones que demuestra que su hombre tiene éxito capturando presas atractivas. Solo que en vez de visones llevaba un traje hecho a medida. Lo de que fuera de pago se daba por sentado.

Asintió a unas palabras que su compañero le dedico sobre la obra clasica griega en la que se habían inspirado para hacer este refrito cultural. Mostro interés y admiración, aunque ya lo había leído en el panfletillo. –Que bueno que una obra asi este en nuestra ciudad- Dijo, agradeciendo que las luces se empezaran a apagar. Era más fácil fingir un orgasmo que tomarse en serio a este gente.

***

Noel no tenia ni idea de los mitos griegos, ni de la métrica cuidada. Solo sabía que al comenzar su texto el actor protagonista, había dejado de pensar cochinadas sobre él, dejándose atrapar por sus diálogos y sus angustias. Cuando el muchacho se dejo caer al suelo, con la muerte de su personaje, no pudo evitar derramar algunas lagrimas. Lagrimas que se vieron un poco cuando las luces se encendieron, porque fue el primero en levantarse a aplaudir.

***

Cuando en un momento de aparte, el concejal le dijo que muy bien fingidas sus lagrimas. Noel asintió sonriente como si fueran merito propio, aunque le quedo muy claro que todos esos políticos eran una panda de psicópatas sin sentimientos. Al menos su cliente estaba muy contento porque su acompañante se demostrara más afeminado que él, pero sin perder los papeles propios de la situación.

Deambuló por la sala comun mientras su acompañante se apartaba a conspirar con un secretario de la oficina de urbanismo. Cazó la primera copa de champan de la noche de una bandeja que pasó cerca.
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo


Mensaje por Theo Collins el Miér Ago 12, 2015 10:51 am
Quería parar, porque ya le notaba dilatado, pero no podía. Era cierto que sería más placentero entrar en él con su miembro, para ambos, pero le gustaban las reacciones del otro. Alzó la vista, observando el glande de Noel brillar más que antes. Esbozó una sonrisa antes de continuar con los lametones, ajeno a la tormenta y casi a los gemidos del otro. Su lengua entraba en él y aunque apenas llegaba intentaba rozar su próstata, ese punto que le haría gemir aún más de puro placer. Cuando el otro le insistió que lo hiciese ya se levantó, si bien al hacerlo dejó su lengua fuera. Ésta recorrió lo restante de su trasero, sus testículos y su miembro, arrastrando consigo el espeso líquido preseminal que se había acumulado en su glande. Lo tragó sin rechistar, guiñándole de nuevo un ojo.

Calma, mi fiel guerrero y mi fiel amante... queda mucha tormenta por delante y Zeus querrá acompañarnos en todo lo que hagamos... —se masturbó durante unos segundos para estar erecto del todo, aunque el simple hecho de haber hecho disfrutar a Noel así bastó, antes de abrir el preservativo y colocárselo. Una vez conseguido se acercó de nuevo a la mesa, aunque apenas se había separado unos centímetros, y cogió los muslos del otro, arrastrándole aún más fuera. No se caería, pues él le sujetaría, por supuesto—. A Zeus le encantará saber si te gusta, pero con tanto trueno no sé si te va a oír. Tendrás que gritar para que se entere...

Lo dijo en un susurro inaudito y sin dejarle tiempo para responder se llevó la mano derecha a la base del miembro y comenzó a entrar en él. En cuanto su glande entró en contacto con las paredes del otro encogió el abdomen y dejó escapar un pequeño gemido de placer de sus labios. Apoyó la mano izquierda en la mesa, cerca del rostro de Noel, sabiendo que no le hacía falta sujetar sus piernas porque no podía bajarlas. Ya no. Continuó entrando en él, sin parar, con sus jadeos intensificándose. Aun así, allí donde su lengua no llegó era más difícil pasar, así que se vio obligado a comenzar ya con las embestidas. Eran suaves; se deslizaba hacia atrás y luego dejaba llevar la cadera hacia delante, notando cómo el interior de Noel se iba abriendo para él. Echó el cuerpo hacia delante, metiendo el torso entre sus pienas, y comenzó a besarle. Aprovechó ese beso para otorgarle una embestida más fuerte que las anteriores y con un gemido que pasó directamente a la boca del otro sus ingles chocaron con sus nalgas, gesto que significaba que ya le había penetrado del todo. Su respiración se había agitado, pero no por ello cortó el beso mientras comenzaba a embestirle. Deslizaba la cadera hacia atrás y cuando su glande parecía salir de su ano, la empujaba hacia delante con algo de rapidez.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Miér Ago 12, 2015 1:04 pm
Tiger le sonrió al ver como devoraba su líquido preseminal con un guiño de complicidad. El morbo del otro, su vicio, le tenía loco. Había gente que se consideraba muy morbosa, pero que a la hora de la verdad solo eran unos adictos compulsivos a meterla. ESTO era morbo y vicio: la mirada del actor mientras disfrutaba de su sexualidad sin complejos. El scort se mordió los labios. –Debo estar borracho, porque a veces con la luz de los rayos me parece ver a un sátiro en vez de a un hombre.- No mentía del todo, la mirada de travieso y la media sonrisa que mostraba a veces hacían parecer que estuviera tramando algún tipo de diablura, seguramente una deliciosa.

Noel se giro, para lamer la muñeca de la mano que se apoyaba cerca de su cabeza. Sus tobillos y piernas quedaron sostenidos por los hombros y pecho del otro y por fin comenzó a sentir como le entraba. Soltó un sonido que empezó como gemido largo pero que derribó a grito de placer conforme entraba en su interior. El otro le beso, una vez más de manera más que intensa, sus lenguas jugaron. Noel interrumpió el beso para gritar de nuevo esta vez más fuerte. Su general había entrado del todo. Comenzaron las embestidas. Eran de las duras. De las que salían lentamente de tu interior para luego volver a entrar rápidamente. Dolían un poco, lo justo para dar morbo, para sentirse entregado por completo a ese hombre.

La luz de la tormenta iluminaba su blanca piel y daba a su mirada un toque más malévolo pero morboso, mas travieso. A veces lo besaba agarrándole del pelo para atrapar su cabeza, que los labios de ambos no se separasen. En otros momentos gritaba de placer. Cada “PLAS” que sonaba fruto de la colisión del pubis contra sus nalgas le provocaba más humedad. Si apretase el pubis podría correrse sin tocársela en cualquiera de esas embestidas que hacían que su próstata provocase fuegos artificiales por todo su sistema nervioso. Pero quería tratar de eyacular a la vez que el otro, simultáneamente. No tenia que fingir, ni se corto en gritar cuanto le apeteció. Aunque Zeus no los oiría, eran cortos, placenteros y sensibleros. Era como si el placer recorriera su cuerpo desatando efectos (pulso acelerado, pupilas dilatadas, piel de gallina, sudor,…) y lo que sobrase, lo que su cuerpo no podía procesar de ninguna manera, escapara por su boca.

En algunos de los besos ya no le besaba, le lamia la cara a lo cerdo, sin importarle que el exceso de saliva acabara sobre si por pura gravedad, mordisqueándole nariz barbilla labios. Loco de placer. Su cerebro estaba sobrecargado de estímulos, no cabía ni uno más.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Miér Ago 12, 2015 2:09 pm
Con cada embestida, subía la fuerza; la velocidad aún era constante y normal, pues necesitaba que el otro estuviese del todo dilatado y amoldado al diámetro de su miembro para hacerlo con rapidez. Repetía el proceso de deslizarse hacia atrás y empujar hacia delante con fuerza sin detenerse ni un sólo segundo. Su respiración aumentaba, excitándose cada vez que el otro gritaba o gemía de placer y le echaba el aliento en los mismos labios. Eso le hacía hacerlo con más fuerza, impaciente por tener el ano del otro a su disposición. Y cuantos más minutos pasaban, con mayor facilidad embestía su trasero, llenando el cuarto con el pegadizo plas que provocaban sus muslos y su entrepierna al chocar contra su piel. Un sonido que le volvía realmente loco de placer.

No le importaba estar recibiendo tales mordiscos y lametones en su cara, de hecho le excitaba. Se estaba dando cuenta de que absolutamente todo lo que hacía Noel le excitaba. En una de las lamidas agarró su lengua con los dientes, sin hacer mucha fuerza, y evitándole que la moviese bajó la cabeza y volvió a comerle la boca, con ganas. Ambos alientos y ambas respiraciones aceleradas se juntaban, al igual que los dos cuerpos se cubrían de sudor, haciéndolos resbaladizos sobre la mesa, sobre todo el de Noel, que estaba sobre ella. Theo no hacía más que gruñir y soltar pequeños gemidos, como un gato ronroneante, cargados de placer.

Entonces se vio obligado a separarse de su guerrero, quedando de pie otra vez. Se relamió los labios y los alrededores de éstos, saboreando su propio sudor y la saliva del otro, y cogió su cintura con ambas manos. —Por la fuerza con que Zeus nos manda los truenos... —dijo en su papel de general griego, con la voz entrecortada por jadeos—, quiere que lo haga más rápido. Supongo que estás de acuerdo, mi guerrero.

Sonrió antes de relamerse los labios de nuevo, aunque con más coquetería y picardía que antes, y dejó caer su mano derecha contra una de sus nalgas. Un golpe seco y sin mucha fuerza pero que restalló por todo el salón. Sujetó de nuevo sus piernas para que no las bajase y en medio de la respuesta del otro, sin dejarle terminar, comenzó a embestirle con rapidez. El proceso de antes desapareció, dando paso a movimientos rápidos contra sus nalgas. El sonido producido por el choque de ambos cuerpos se hizo tan continuo que casi parecía un único sonido continuo. A éste se unieron los gruñidos cada vez más intensos y casi salvajes de Theo, que de vez en cuando intercalaba con grandes gemidos. Bajó la vista, observando su cuerpo brillar de sudor, su miembro apareciendo y desapareciendo en el cuerpo del otro y las nalgas de Noel enrojeciéndose suavemente allí donde sus muslos impactaban contra su piel. Aun así, cabe destacar que no estaba siendo un bruto ni un animal; tan sólo estaba siendo rápido y fuerte, nada bestia. Si al otro no le gustaba no tenía más que decírselo.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Miér Ago 12, 2015 6:54 pm
La follada le tenía en el cielo, y la mirada de Theo era hipnótica. Uno podía perderse en los ojos del ¿actor? ¿General griego? ¿Sátiro? Se sentía como en un laberinto de espejos, donde todos los reflejos eran sexys y te daban placer.

Cuando el otro le atrapo la lengua con los dientes, Tiger se rindió definitivamente a él. Estaba loco por este hombre, ya no le cabía ninguna duda. Le mantuvo la mirada, sorprendido, enloquecido, sin oponer resistencia. Cuando se la soltó, lo beso de una manera salvaje agarrándolo del pelo gimiendo desesperado, le había vuelto loco. Le flipaba su expresividad, como mostraba sin complejos todo el placer que sentía y la destreza con la que le manejaba.
Theo salió de él para improvisar dos líneas que más o menos venían a decir que ahora lo iba a reventar a saco. No había objeción por su parte. –Haz lo que el dios n…

Le llego un cachete en la nalga. Sinceramente, no se lo esperaba, su adicción por Theo subió otro punto mientras soltaba un grito de puro placer. Y el otro volvió a clavársela sin dejarle terminar.

-Ahhhh joder que bien lo haces- exclamó en un claro anacronismo. Pero no se iba a dejar follar así tirado en la mesa como una muñeca hinchable. Bajo sus piernas, desobedeciendo las indicaciones del general, para rodear las caderas de este, apretándolo contra sí.

Noel gemía como un animal, cada clavada le provocaba un espasmo de placer. -Ahh..- Se incorporó un poco apoyando la mano en la mesa, mientras con la otra le acarició la mandíbula al otro, mirándole a los ojos. –Lo siento general, no puedo contenerme, no puedo…ufff.- Se dejó caer en la mesa, tratando de evitarlo, agarrando las manos a los bordes del mueble, pero era imposible. Empezó a eyacular sin que nada le tocara el miembro. No en tres o cuatro disparos rápidos y cargados, sino a oleadas más pequeñas y apenas propulsadas. Noel se arqueaba mientras disfrutaba de ese orgasmo inducido por la estimulación de su próstata. Era algo enloquecedor que no pasaba a menudo. Un regalo de su general griego. Su respiración estaba descontrolada y no paraba de gemir, temblar, retorcerse, mientras su propio esperma caía en su pubis. Sus temblores también le hacían apretar a Theo en su interior, masajeándosela al ritmo que se estremecía.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Miér Ago 12, 2015 7:29 pm
Si había algo bueno de Theo es que por muy salvaje que llegase a ser, por mucha fuerza que usase para entrar y salir del otro, haciendo enrojecer y sudar todo su cuerpo, no dejaba de ser Theo. No le humillaba ni le trataba como a un perro, de ahí que no se quejase cuando tomó iniciativa y le ayudó a moverse con sus piernas. Soltó entonces éstas y le sujetó la cintura, para que no se moviese más de lo debido sobre la pulida superficie de su mesa. Su vista estaba fija aún en su propia entrepierna, observando cómo entraba y salía de él a tal velocidad que ante sus ojos era una sola imagen borrosa.

Mientras tanto gruñía y gemía de una forma bastante animal y salió de aquel estado cuando el otro acarició su mandíbula. Le besó la mano antes de que la quitase, sonriendo, y negó con el rostro ante tal frase. Ya no era su general, era el actor Theo Collins disfrutando con un gigoló, escort, prostituto, como quisiera llamarse. Una sonrisa escapó de sus labios al ver el glande del otro expulsando lefa, como si fuese una fuente que hubiese perdido fuerza, y aquello le animó a seguir con más rapidez, pero no más fuerza, pues no podía. Le faltaba poco. Y para llegar tan sólo necesitaba...

Sujetó el miembro del otro, notándolo aún palpitar bajo sus dedos, y le masturbó, de arriba abajo, con firmeza, ayudándole a soltar los últimos disparos de lefa. Le asombró la cantidad, hasta que recordó que antes había aguantado la eyaculación. Cuando el otro pareció vaciarse del todo, llegó su momento. Sintió un espasmo que atacó todos sus músculos y con la última embestida alzó un poco la cadera, entrando unos milímetros más en él. Gruñó y clavó las uñas en la cintura de Noel, sin poder evitarlo; los gruñidos se acumularon tanto en su garganta que acabó por soltar un gemido tan intenso que perfectamente podía pasar por ser un orgasmo. Su abdomen subía y bajaba con rapidez, con la respiración alterada, y su miembro aún ardía de placer mientras parecía vaciar sus últimas gotas dentro del condón. —Ah, maldición, Noel... —susurró, ya ajeno al rol de los griegos—, si hubieses podido sentir mi corrida... —musitó acercándose a sus labios para besuquearlo. Sabía, aun así, que la higiene era muy importante, por lo que no se quejó. De hecho él mismo cogió el condón sin que el otro se lo dijese. Fue saliendo poco a poco de él, suspirando al salir de tan agradable y cálido lugar, y se quitó el preservativo antes de que su erección bajase del todo.
Lo tiró al suelo sin preocuparse lo más mínimo, ya lo limpiaría el chico que trabajaba limpiando su casa a la mañana siguiente. Tiró del otro hasta ponerle en pie y llevó ambas manos a sus nalgas, masajeándolas con suavidad—. ¿Cómo te encuentras? —preguntó antes de besarle en los labios otra vez. Sabía que probablemente le habían penetrado miembros más grandes que el suyo, pero con la rapidez que adquirió en el momento final no pudo evitar preocuparse por él.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Jue Ago 13, 2015 4:11 am
Seguía notando donde el otro le había besado la mano, era un virtuoso de los detalles. Conforme el esperma abandonaba su cuerpo, se sentía vaciarse, desvanecerse entre tanto placer. La mano del otro le pajeo, haciendo que sus dos últimos disparos fueran al uso y estuvieran acompañados de un grito salvaje por su parte.

Entonces el otro se vino también en otro en un gemido que inundo la habitación. Noel no se perdió un detalle: su cara de esfuerzo, el temblor de su torso pálido y musculoso, cubierto de sudor. La relajación y la expresión feliz cuando acabó.

-Te he mirado a la cara mientras lo hacías, creo que he sentido parte de ella- Le besuqueó con mimo cuando sus labios volvieron a juntarse. Soltó un gemido cuando el otro le abandonó, se sentía un poco vacio ahora. El actor le había abierto a base de bien.

Se dejó levantar con una sonrisa. –En el Olimpo- dijo con una sonrisa, no retomando el roleplaying sino haciendo un chascarrillo. –No en serio, bromas aparte, has estado espectacular. No te lo digo por peloteo.- Lo abrazó un poco, aunque sin pegarse a él. –Cuidado que manchó. ¿No tendrás un poco de papel que prestarme?- Aquel polvo había sido el mejor en muchísimo tiempo. El mejor desde que se mudó aquí meses atrás sin duda.

Aquel actor iba a rondarle por la cabeza por mucho tiempo. Ojala él se lo hubiera pasado bien que lo llamara a menudo. No pensaba en el dinero, no quería ni que le pagara, solo ver su mirada viciosa y traviesa mientras le follaba. De hecho había llegado el momento en el que Tiger se vestía y huía, evitando el contacto más personal, pero en esta ocasión no quería hacerlo.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Mar Sep 01, 2015 5:11 am
Recibió aquel abrazo con una ligera sonrisa, aunque sin pegarse a él. Ante su pregunta asintió y se apartó de él, caminando hasta uno de los muebles del salón. Su cuerpo estaba perlado de sudor y ciertas zonas de su cuerpo rojas del esfuerzo que había adquirido al follarle, pero se encontraba perfectamente. De hecho podría decirse que también estaba en el Olimpo.

Cogió varias servilletas y le dio unas cuantas a Noel. Él sujetó otra y comenzó a limpiar el torso de Noel. No le importaba hacerlo, de hecho le parecía un detalle por su parte, como si tras aquel polvo necesitase limpiarle y mimarle. —La noche ha ido mucho mejor de lo que esperaba. Cómo me alegro de haberte visto en esa fiesta. Creo que, si no hubiese sido así, lo que habría manchado de semen habrían sido las sábanas al masturbarme, nada más —comentó de forma natural y soltando una carcajada. Terminó de limpiarle y dobló la servilleta para dejarla sobre la mesa. Dejó que Noel se limpiase otras zonas del cuerpo si así quería, mientras él, sin decirle nada, se iba al baño.

Una vez orinó se lavó las manos y la cara con agua fría para bajar la temperatura de su cuerpo y ayudar a que el sudor se fuese. Tras secarse y sin taparse su desnudez, pues a pesar de no estar erecto no le importaba, volvió con el joven. —Puedes quedarte a dormir y mañana por la mañana te llevo en la moto donde tengas que ir. A estas horas apenas hay buses y las calles... no es mala zona, pero prefiero que no te arriesgues; menos aún con la tormenta —sonrió de lado mostrando sus dientes y luego se sentó en el sofá, estirándose y bostezando—. Aunque no creo que tarde mucho en irme a dormir... ¿quieres tomar algo, o ver algo?
Ni siquiera sabía qué hora era, pero la tormenta seguía tronando fuera con la misma luz oscura que antes. Estaba seguro de que hacía tiempo que había pasado la medianoche, pero no tenía ni idea de si estarían cerca del amanecer.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Miér Sep 02, 2015 8:36 pm
Se dejo mimar, sintiendo como el otro le limpiaba el torso, le gustaba todo lo que el actor hacia: sus movimientos cuidadosos y su mirada de chico vicioso y quizá un poco peculiar. Una belleza atípica, que al scort le ponía como una moto. Se recostó un poco hacia atrás, tensando su musculatura para ofrecerle un buen cuerpo a su atento héroe griego.

El comentario de las sabanas le produjo una carcajada. ¿Quién se pajeaba como un mono sin tratar de evitar una mancha en la tela sobre la que ibas a dormir varios días? Aun así el comentario le agrado. Se imaginaba la escena… seguro que este chico no se limitaba a darle la zambomba cinco minutos y correrse como una rata. Seguro que era algo más elaborado. ¿Qué haría con la mano libre sobre su cuerpo? –Yo me alegro de que me hayas encontrado. Ha sido maravilloso conocerte.

Mientras el otro se marchaba, él se limpio un poco más a fondo, hasta asegurase de que ya no manchaba.

Escucho sus palabras extrañamente emocionado. Le hacía mucha ilusión que le invitara a pasar más tiempo juntos. -Eres un cielo, no te preocupes ya bebí todo lo que tenía que beber en la velada. No quiero molestarte, en cuanto pare de llover salgo a buscar un taxi.- Se sentó a su lado, totalmente despreocupado por su desnudez. Aquello era una escusa muy mala, podías llamar por teléfono para que el taxi acudiera a la dirección que le indicaras, no tenía que buscar nada. Si la oferta del otro había sido hecha sin intención de que la aceptase, acababa de quedar fatal.

Trató de centrarse en la pantalla, el otro encontró un canal con películas en vez de la teletienda. Noel seguía la historia de la protagonista identificándose con ella, pero las escenas eran tan lentas y él estaba tan cansado que no tardo en pestañear. Pese a que trataba de mantenerse despierto y conversar con theo. A veces pestañeaba y la escena había cambiado radicalmente, como dos o tres minutos de película. En uno de los pestañeos se despertó con la cabeza en el hombro del otro. No parecía que su peso le molestara, ni que le incomodara que lo usara a modo de almohada. Se apartó hasta el otro extremo del sofá y se dejo caer de costado despacio, abandonando la consciencia en cuanto su cabeza se apoyo en la tela. Le abría apoyado con gusto la cabeza en la pierna, pero eso le habría cortado la circulación al pobre. Aun así sentía la pierna en la cabeza, rozándole el pelo.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Jue Sep 03, 2015 5:37 am
Rodó los ojos mientras se sentaban, rodeando los hombros de Noel con un brazo. —Oh, vamos, te estoy diciendo que te llevo en moto cuando nos despertemos, no seas cabezón —le comentó con diversión antes de encontrar un canal de cine y dejarlo. Aun así no le prestó mucha atención, pues el sueño se apoderaba de él. En uno de esos cabeceos vio a Noel tumbado en el sofá, así que le imitó y se tumbó con la cabeza cerca de sus piernas para no incomodarle; antes de eso, puso un temporizador a la televisión para que se apagase pasados unos minutos.


▲ ▲


Theo se despertó por culpa del sol matinal que impactaba directamente contra su rostro desde una de las ventanas y le calentaba la piel, un sol radiante en comparación con la tormenta de anoche. Le acarició con suavidad antes de levantarse y desperezarse, caminando en silencio hasta dar con un reloj. No era pronto, pero al menos él no tenía prisa. Lo días después de un estreno oficial eran días libres, por así decirlo. Se rascó una nalga y se giró, observando con una sonrisa a Noel tumbado. Parecía un ángel, con aquella cara suave pero juguetona. Luego recorrió su cuerpo, esbozando una sonrisa al ver su entrepierna.

Fue a las ventanas y corrió las cortinas, mirando antes que no hubiese nadie en la calle o los jardines traseros para que no le viesen igual que vino al mundo. Así seguía entrando luz, pero el sol no les daba directamente y no era molesto. Tras tomarse unos tragos de café y enjuagarse la boca, volvió al sofá. Se agachó ante él y comenzó a acariciar una de las piernas de Noel, desde el tobillo hasta la ingle, sin rozar todavía su entrepierna.

Noel, van a ser las once —susurró, acercando la cara hacia su cuello. Olió el olor a sudor, pero pudo diferenciar tras éste el olor de Noel, y luego besó su piel en diversas zonas: el mismo cuello, el pecho, los labios en pequeños picos... finalmente le tumbó boca arriba y empezó a jugar con su boca con uno de sus pezones, sonriendo juguetón. No sabía qué despertar tendría Noel, si le gustaría que le despertasen o era mejor dejarle despertar solo, pero ya era tarde para echarse atrás. Su lengua lamía varias veces su pezón por cada mordisco que, con suavidad, le daba.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Jue Sep 03, 2015 11:06 am
Noel se despertó asustado, no estaba en su cama y alguien le estaba tocando. Tras dos pestañeos se centró en donde estaba y, más importante, con quien. De inmediato mostró una sonrisa, una de esas que siempre trataba de poner a los clientes rentables, pero que ahora le salia de manera sincera y sin darse cuenta. -Buenos dias- murmuro por lo bajo entre gemidos fruto de los besos y picos que el otro le regalaba. Era evidente que no tenia prisa por que se fuera. Y el menos aun por largarse.

Se dejo girar, y se estiró en el soja, jadeando, temblando. No disimuló el placer que le producía el otro en el pezón sus gemidos cuando mordía, sus jadeos cuando lamia. cerrando los ojos y entregándose al placer que le caía del cielo. Su miembro no tardo en apuntar al techo. Su mano se estiró hacia el otro, acariciando su costado su hombro su pectoral, sus abdominales y finalmente dandole una suave caricia en el miembro.

Abrió los ojos para mirar sus ojazos azules. Le resultaba muy intenso. Se levantó un poco para acariciándole el pelo, darle un beso largo y morboso, quizá un poco más dulce de lo habitual en él, pero le salio así. Le lamió la mandíbula y el pecho sin dejar su posición de tumbado en el sofá, expuesto para él.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Jue Sep 03, 2015 12:36 pm
Sonrió al escuchar su voz con algún que otro gemido, significado de que le estaba dando un buen despertar. —Más que buenos días —respondió antes de cambiar de pezón, estimulando el restante mientras sus ojos bajaban a su miembro, sonriendo al ver que ya estaba erecto. Luego miró su rostro, mientras su lengua continuaba lamiendo su pezón, con lentitud pero pasión. Su piel se erizó con cada caricia, y su abdomen se encogió ligeramente de placer al sentir la caricia en la entrepierna. Eso le bastó para erectarse, lentamente.

Se dejó llevar y pronto se encontró con sus labios, que besó al ritmo que Noel marcaba. Su mano derecha, mientras tanto, dejó de acariciar su pierna para subir a su miembro, rodeándolo con la mano para comenzar a masturbarle. Él mismo cortó el beso y acarició el pelo de Noel con la mano restante antes de tumbarle la cabeza de nuevo. —Relájate. Tengo un regalo para ti, Noel —se acercó a besar sus labios y tras hacerlo comenzó a bajar, besando todo su cuerpo, aunque sin subirse sobre él; seguía arrodillado ante el sofá, desplazándose hacia la derecha según iba bajando por su cuerpo.

Una vez tuvo su miembro ante él observó a Noel al rostro y le guiñó un ojo de forma pícara, como la noche anterior. Era algo que se merecía y algo que le daría, hasta el final si el otro quería. Dejó de masturbarle para coger su miembro por la base y tras obligarle a bajar al suelo la pierna más pegada al borde del sofá, empezó a dar lametones en la base de su miembro para luego subir, directo a su glande. Lo recibió con la boca abierta y bajó la cabeza hasta donde en un primer momento pudo. Cogio sus testículos con una mano y comenzó a masajearlos mientras subía y bajaba la cabeza, ayudándose con la mano restante en la base de su miembro. Poco a poco conseguía bajar un poco más, aunque no tenía prisa alguna. Prefería que el otro disfrutase antes de que demostrarle que podría tragársela entera.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Jue Sep 03, 2015 1:19 pm
Los pezones se le pusieron duros en la boca del actor. Los tenia muy sensibles y una vez los "despertaban" cualquier roce le producía una descarga de placer. Lo que Theo le hacia era como una descarga eléctrica, un cortocircuito en su cerebro. se dejó hacer excitadisimo, jadeando como un loco, retorciéndose de gusto en el sofá.

Noel respiró mas fuerte cuando el otro se la agarro  y comenzó a pajearle. Le volvía tan loco el chico que tenia delante que el placer le invadía demasiado rápido. juntó sus piernas, no quería correrse en dos minutos. Tenia una reputación que mantener. Le excitó muchísimo que el otro le controlase, cambiando el beso por picos y la promesa de un regalo. Se recostó de nuevo, complaciente. Gimiendo ante el sendero descendiente que el otro le recorría.

Cuando el otro le guiño el ojo se sintió muy estimulado. Theo parecía vivir el sexo en cuerpo mente y alma. Le excitaba mucho su manera de jugar mentalmete y la cara de vicio con la que lo hacia todo. Se dejo bajar la pierna, entregándose, así el placer seria más intenso. Pero si la cabeza le explotaba de puro placer seria una muerte digna.

-Ahhhh. me encanta tu regalo. Mmmmm- No podía decir más, solo tratar de controlar su respiración para aguantar más tiempo. Se tensaba hasta el ultimo musculo, invadido de placer. Lo que más loco le volvía era que combinara la chupada con masajearle las bolas. lo hacia con mucho morbo, lo cual provocaba que su polla palpitase, recibiendo más placer por su boca, lo que a su vez la hacia gotear más preseminal.

No iba a quedarse quieto dejándose dar tanto placer sin recompensar al otro. El pie que tenia el suelo comenzó a buscar la entrepierna del actor, manoseandosela pieseandosela con morbo. Era dificil poder hacer mucho por la posición, pero se esforzó en rozarsela todo lo posible, arribay abajo.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Jue Sep 03, 2015 1:48 pm
A veces pensaba que Noel exageraba, al fin y al cabo la gente le pagaba para ello, pero la forma en que se retorcía y su miembro llenaba su boca de precum le dejaban claro que no exageraba. No estaba muy acostumbrado a dar mamadas, pero cuando el chico al que se las hacía le gustaba ponía todo su empeño en ello. Su cabeza siguió bajando, con cuidado de no ahogarse o tener alguna arcada, para luego subir con rapidez. Repitió el proceso varias veces, con su mano manoseando sus testículos cada vez más.

Soltó un gemido que quedó ahogado por el miembro del otro al sentir su pie en su entrepierna, y se estremeció cuando le rozó el glande, húmedo también. Se sacó el miembro de Noel de la boca y le masturbó los pocos segundos que estuvo hablando. —Creo que está siendo la mejor mañana de mi vida... aunque no se me dé tan bien como a ti —soltó una carcajada natural y sincera y volvió a dedicarse por completo a su entrepierna.

Retiró la mano de su base, bajando casi hasta el final. Sin presionarse, volvió a subir la cabeza y ahora que casi lo había logrado, comenzó a subir y bajar la cabeza a un ritmo constante y rápido, haciendo presión con los labios y lamiendo su glande alguna que otra vez. Mientras tanto, pequeños gemidos guturales salían de su garganta cuando Noel le estimulaba con el pie. Alzó sus ojos y casi sin parpadear los mantuvo fijos en la cara del otro. Estaba disfrutando como nunca de Noel: el sabor de su precum, la calidez de su miembro en su boca, sus expresiones de placer, la forma en que a veces encogía el abdomen... si pudiese, retendría a Noel en su casa día sí, día también para disfrutar únicamente él.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Vie Sep 04, 2015 11:17 am
Noel se entregaba al placer y las sensaciones que recibía, simplemente era demasiado. No era la primera vez que se la comían, pero había algo en la forma de hacerlo del actor que le volvía loco. Quizá fuera como le manoseaba los testículos, con vicio y determinación. O la lentitud de su descenso, cuidadoso por no romper el morbo con una arcada, pero recorriendo su miembro milímetro a milímetro hasta donde podía.

Sonrió. -La clave de mi éxito es que me pase muchas horas de la adolescencia practicando con consoladores hasta que perdí el reflejo de arcada... Pero tu lo haces genial también.- Se retorció un poco más. -Para mi será mi mejor mañana si vuelves a follarme.- acompaño estas palabras con un roce de su pie sobre su miembro. Con el pulgar e índice del mismo separados para rozarlo desde arriba hacia los huevos, extendiendo parte de su liquido preseminal.

Jadeaba muy tenso, manteniéndole la mirada. Era un poco avergonzante estar tan cerca de correrse en tan poco tiempo, pero así estaban las cosas. Aquel chico y su mirada intensa y viciosa le volvían loco no, lo siguiente. No detuvo su pie, acariciándole el miembro hinchado y duro, recorriéndolo con la planta del pie. pasando las yemas de sus deditos por los testículos ajenos, bajo la base de su miembro. Presionando un poco con el pulgar entre ambos.

-Estoy a punto de correrme.- Gimoteó temblando.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Sáb Sep 05, 2015 5:50 pm
Esbozó como pudo, con dificultad, una sonrisa cuando dijo que sería mejor mañana si le follase. No dijo nada; su cabeza siguió subiendo y bajando, consiguiendo tragarse casi toda su masculinidad, mientras sus labios apretaban su piel, sobre todo la zona del glande. Sin duda lo haría, aunque esos roces que recibía en el miembro con sus dedos, imitando a una paja, le volvían loco y también le hacían derramar precum como si no hubiera un mañana. Si le follaba, no tardaría mucho en correrse.

Nada más pensarlo, el otro lo dijo. Theo le observó y aumentó la velocidad, sujetándoselo por la base para que no se escapase de sus labios. Continuó así hasta que notó su miembro vibrar y soltar la lefa en su misma boca. Subió y bajó mucho más despacio, dejando que se vaciase, y aunque tragó un poco terminó por escupir en el mismo suelo el semen. Soltó una risotada divertida antes de tumbarse sobre él y comenzar a besarle, acariciando su mejilla con suavidad. No había sido para tanto, y de hecho le había excitado demasiado el sentir su corrida en la boca.

Creo que es justo concederte tu deseo... ya que tú me has concedido el mío sin rechistar —mordió su labio inferior mientras se acomodaba sobre él. Le alzó las piernas ligeramente y se acomodó entre ellas, rozando su miembro erecto por una de sus nalgas al hacerlo. Se lamió la yema de dos dedos e impregnó su orificio con saliva. No le dilató; directamente cogió su miembro por la mitad y comenzó a entrar en él, gruñendo y gimiendo con intensidad—. Oh, mierda... he olvidado el condón... —negó con el rostro y miró a Noel a los ojos. Quería respetar sus normas, su seguridad e higiene, pero su cadera seguía moviéndose hacia delante, seguía actuando en base a su instinto más animal para bajar aquella erección que tenía. Aun así, incluso si el otro le pidiese ponerse el condón en el último momento, antes de correrse, le obedecería.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Mar Sep 08, 2015 6:37 am
Noel tensó las piernas y soltó uso jadeos bastante alto mientras un batallón de espermatozoides se deban a la fuga en busca de un ovulo. Ignoraban de que el ovulo más cercano estaba a una distancia que para ellos era como para las personas la idea de colonizar planetas de otra estrella.

Recibió con gusto el peso de Theo sobre su cuerpo, gozando con sus besos sus caricias, el roce. Le gustaba como se reía y su desinhibición. Gimió ante su mordisco de labio y se volvió loco cuando notó que le dejaba un poco de saliva en la entrada. De repente sintió su glande empujar en la entrada y un gesto de duda le surcó el rostro. Lanzó una mirada y en un par de segundos Noel estaba alejado de él. Lo suficiente para haberse sacado el glande del otro. Su pie estaba sobre el pecho de Theo marcando la distancia.

-¿No te parece que ya hemos hecho bastante cerdadas? Me hago análisis cada tres meses, pero aun así sigo siendo un chapero. ¿Tan poco te importa tu salud?- Noel hablaba de la salud del otro para concienciarlo, como si él, por ser el scort, tuviese más posibilidades de estar infectado de algo. Aunque esto último era cierto, lo que realmente le importaba su propia salud, y si esta era la educación sexual de Teo desde luego tenía las mismas posibilidades que él, si no más, de tener algo.

Por no hablar de todas las cosas que ignoraban el condón, bacterias y hongos dispuestos a pasar de una piel a otra o de una boca a la otra. Noel no empleaba jabón desinfectante ni enjuagues bucales de manera obsesiva por nada. Y ni eso le libraba de que el medico le mandara antibióticos de vez en cuando.

Su reacción era la primera vez que el actor podía atisbar al tigre enfadado. Su pierna le empujaba con firmeza, demostrando que su musculatura no era solo de adorno. Su mirada viciosa y su actitud entregada habían dado paso a una mirada seria y alerta.

Solo tardó un par de segundos en volver a la normalidad. Estaba convencido de que el actor solo había pecado de ingenuo, aunque esperaba por su bien que este pequeño rapapolvo le hiciera tener más cuidado en el futuro con otros amantes.

-Tengo en la cartera- dijo levantándose en busca de sus pantalones que debían estar cerca de donde ayer se pusieron las túnicas. -¿Alguna vez te lo ha puesto la otra persona?- Pregunto morbosamente con una sonrisa. Se arrodilló delante de él en el sofá mientras lo sacaba del envase y apretaba el depósito de la punta para desenrollarlo despacio sobre su miembro. Cuando estuvo plastificado le dedico una mamada húmeda para lubricarlo y se incorporó para sentarse sobre él, mirándole a los ojos. Todo dulzura y morbo de nuevo.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Dom Sep 13, 2015 11:56 am
Asintió ligeramente con el rostro ante las palabras del otro, apartándose para dejarle salir e ir a por el condón. —Es cierto, perdona... estaba... bueno, digamos que me dejé llevar por la lujuria... —negó con el rostro por su error antes de sonreír ante la pregunta que el otro le hizo. Negó con la cabeza, esta vez como respuesta negativa a su pregunta, y se dejó colocar el preservativo. Por suerte la erección no bajo. Su mano viajó al cabello del otro en aquella mamada, soltando suaves gemidos de placer, y cuando se sentó sobre él Theo le guiñó un ojo y le dedicó una pícara sonrisa.

Llevó la mano derecha al rostro de Noel y le atrajo hacia sí para besarle, con lentitud pero pasión. La mano restante viajó al orificio de Noel y jugó en él durante un rato, metiendo y sacando el dedo corazón. Pasado un tiempo, entre besos, se agarró el miembro por la base y dirigió el glande al ano del escort. Una vez lo introdujo, con pequeños gruñidos de placer y habiendo alzado ligeramente la cadera, llevó la mano a la cintura de Noel y fue bajándole, lentamente.

Mientras tanto, había escondido el rostro en su cuello para besarle y gemir contra su piel, intentando ahogar así su voz. Una vez notó que Noel descendió del todo, le sujetó ambos costados y comenzó a impulsarle de arriba abajo. —Ojalá tuviese esto todas las mañanas... antes de irme a trabajar... y todas las noches, al volver... —susurró con la voz entrecortada de placer mientras sus manos le ayudaban a botar, cada vez con más rapidez.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Miér Sep 16, 2015 12:33 pm
Por un momento había temido que su reacción arruinara la fiesta, pero parece que el actor entendió su punto. Era una posición innegociable, pero se alegraba de que la entendiera y no terminara aquí el encuentro.

Le sonrió ante su guiño, el buen rollo y la complicidad que tenían no había decaído. Se dejó atraer y besar, enredando su mano en el pelo den otro, buscando el contacto de sus dedos con el cuero cabelludo. De repente soltó un gemido, el dedo del actor había aparecido por sorpresa en su ano. Lo abrazo más fuerte, gimoteando mientras le hacia un dedo, temblando contra su cuerpo. Apoyó la cabeza en su hombro, besándole el cuello despacio sin dejar de soltar un gemido cada vez que el otro entraba en su interior. Proyectándole el aliento cálido contra la piel

Cuando el otro le empujo cadera abajo. Se dejo hacer a su ritmo, acariciando el cabello del otro, que era quien ahora estaba contra su cuello, en un cambio de papeles. Con la otra mano recorrió la espalda del otro. Recreándose en el roce de sus nalgas contra sus piernas y pubis cuando bajaba.

-Mmmmffff- Gimió entre sacudidas. –Eres insaciable– Acompañó este comentario de una sonrisa. -¿No crees que algún día te cansarías?- Noel se agarró a él, abrazandole por la espalda, para, primero una pierna y luego la otra, dejar de estar de rodillas en el sofá y poner las plantas de los pies en el mismo, quedando en cuclillas y pudiendo, de esta manera, empujar más hacia arriba en cada salida.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Miér Sep 16, 2015 5:34 pm
Noel tenía un extraño efecto sobre Theo, haciéndole querer más y más sexo a medida que más lo practicaba con él. Por supuesto, no iba a obligarle a estar las veinticuatro horas del día metido en su casa de rodillas para tenerle a su disposición cuando quisiese, pero sí que le llamaría alguna que otra vez a la semana. Soltó una carcajada al escucharle mientras sus manos se aferraban a su cintura con más fuerza, pero no pudo contestar hasta pasados unos segundos por la cantidad de jadeos que escapaban de sus labios.

Es tu culpa... eres... wow, único —alzó el rostro para besar sus labios, ayudándole a moverse como antes. Sin embargo, ahora sus brazos subían y bajaban con más rapidez, haciendo así botar a Noel con más rapidez. No dijo nada más en adelante, llenando el salón de jadeos, gruñidos y gemidos cargados de placer.

Tardó mucho menos que la noche anterior en correrse. En cuanto sintió su propio miembro palpitar, bajó de golpe a Noel, llenando el salón con el golpe del choque de ambas pieles, y comenzó a correrse, con gemidos cada vez más hondos y placenteros. Sus uñas se clavaron con suavidad en su piel, pero sin llegar a abrirle herida. —Oh, joder... hmmrf... —se removió alzando la cadera rítmicamente, como si quisiera vaciarse del todo mientras un cosquilleo fruto del placer le bañaba todo el cuerpo. Poco a poco se fue calmando, quitándose el sudor de la frente con el antebrazo mientras esbozaba una sonrisa sincera.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Jue Sep 17, 2015 2:05 am
Correspondió su beso con morbo sincero. Sonriendo contento mientras el otro le hacía botar y rebotar sobre su miembro. Le gustaba mucho las sensaciones que recibía. Incluso el roce cuando la saliva había ido dejando de lubricar le agradaba. No le resultaba violento, al igual que el sudor que ambos goteaban tampoco le parecía sucio. El sexo tenía que llamar a los bajos instintos, no quedar para foto. –Gracias. A lo mejor es que me enciendes demasiado, eres un compañero de cama excepcional.

Cayo sobre él y se quedo abajo, con todo aquel miembro dentro mientras el otro se corría como un animal, dándole un espectáculo erótico. Sintió sus espasmos, como el agarraba más fuerte en sus caderas y aquella miniembestida de propina que le hizo temblar. Fue divertido ver su rostro mientras se descargaba.

Sin salirse de su interior, se acerco a su cara para besarle en la frente, la nariz, los labios, la barbilla, el cuello. Dándole algunos lametones, disfrutando del sudor que le había causado. -¿Sabes que te cambia la cara cuando sonríes? Ya sé que a todo el mundo, pero en tu caso es un cambio radical.- Seguramente lo sabría, para ser actor habría ensayado mucho delante de un espejo o viéndose gravado. Por un lado el chico serio y misterioso, con un aire “friki” pero no “friki nerd” y por otro lado una sonrisa de medio lado y ojos de estar viviendo una fiesta en su interior.

En otras circunstancias habría cogido su pasta y se habría largado, salvo que la otra persona le pidiese su corrida. Pere este polvo, que ya de entrada no era laboral, sino por vicio, le había despertado ganas de acabar. Volvió a ponerse de rodillas sin salirse y se la agarró para comenzar a pajearse. No le faltaba mucho, de haberse quedado en esta posición el roce contra el abdomen del otro le habría hecho derramarse. Le mantuvo la mirada, mientras se acercaba a si mismo hacia un orgasmo. Un orgasmo que resultó más explosivo de lo esperado ya que su disparo cubrió el torso el otro hasta la clavícula.

Se echo a reír. No iba a disculparse, ya que su intención había sido esa, aunque no esperaba llegar tan alto. -Te he dejado hecho un cuadro- Se volvió a agachar para lamerle su propio esperma de la piel ajena, al menos el que había llegado hasta su alcance.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Jue Sep 17, 2015 6:03 pm
Echó el rostro hacia atrás al sentir los besos del otro, mientras su abdomen marcado aparecía y desaparecía al subir y bajar por la respiración acelerada que tenía tras la corrida. Se dejo besar y lamer, con alguna que otra carcajada por las cosquillas que le provocaba, y alzó una ceja ante su afirmación. —Sí, lo sé, soy más feo todavía, no hace falta que me lo recuerdes —soltó una carcajada antes de alzar la vista. Negó secamente con la cabeza para que no le tomase en serio, y observó el miembro erecto de Noel.

Con una sonrisa volvió a mirarle fijamente y tal y como se imaginaba, comenzó a masturbarse. Sus manos acariciaron los muslos del otro, mientras su miembro, si bien no igual que antes y mucho más descansado, seguía algo duro en el interior de Noel. Su vista examinaba la expresión del escort, cómo parecía desfigurarse al llegar al clímax... su orgasmo fue música para sus oídos, y apartó la cabeza a un lado casi sin darse cuenta, un acto reflejo, al sentir el chorro de semen del otro viajar tan alto. No pudo evitar echarse a reír, metiendo una mano en el cabello de Noel mientras chasqueaba con la lengua.

Para eso estoy. Si no me gustase, créeme, no te habría dejado hacerlo. Ven —le pidió, dejando que recogiese un poco más de semen antes de, al tener agarrado su pelo, atraerle hacia su rostro y besarle. Notó el líquido viscoso en la lengua del otro, aquel que no era saliva, pero no le importó. Es más, le besó con más fiereza. Luego le agarró las nalgas y con un suspiro tiró de él hacia arriba para salir y quitarse el condón, que como la noche anterior tiró al suelo sin preocuparse por nada. Su boca seguía luchando con la de Noel, saboreándola. Aun así, era un beso más cariñoso que pasional, como si estuviesen poniendo un bonito punto y final a tal polvo.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Mar Oct 06, 2015 8:26 am
Sus bocas no pararon, le gustaba el morbo del otro. Era un poco absurdo usar condones y luego comerse la corrida del otro. Un educador sexual se escandalizaría de su imprudencia. Estaría bien si fueran pareja cerrada y tradicional, pero Noel se acostaba con medio Beverly. Podía ser permisivo con el actor, solo porque era estricto con todo el mundo. No recordaba haber tenido una conexión tan, digamos intima que suena mejor que cerda, desde que se separo de su hermanastro. Se paso la mano por la boca, secándose un poco y tragando la saliva, entre otras cosas, que le quedaba en la boca.

-Si fueses feo no estarías actuando en Beverly, créeme. He visto pornografía más suave que algunos carteles del teatro. Supongo que en breves estarán preguntándote cuanto cobras por actuar con el culo al aire o enseñando el pito. Todo muy cultural- añadió entre risas.

Se había acabado, pronto ambos estarían de vuelta en sus vidas, pero había sido demasiado intenso como para dejarlo pasar sin más. Buscó su ropa, poniéndosela. –¿Oye, crees que podríamos repetir alguna vez? Me refiero en mis ratos libres… fuera de jornada.- Preguntó un poco nervioso, temiendo ser rechazado. -¿En qué estás pensando, Noel? ¿Qué mosca te ha picado?- Pensaba el chico un poco enfadado consigo mismo. –Bueno cualquier cosa tienes mi teléfono.- Añadió, dándole una forma elegante y poco violenta de rechazarle.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Sáb Oct 17, 2015 12:01 pm
Una de sus cejas se alzó, aunque terminó por soltar varias carcajadas. Llevaba razón; no es que sus obras fuesen controvertidas o demasiado sexuales, pero los desnudos eran habituales, sobre todo las ambientadas en la Antigüedad. A Theo no le importaba, no se avergonzaba de su cuerpo. Y, además, ya le habían preguntado cosas así. —Hay gente peor que eso. Me han llegado a preguntar si uso prótesis o algo así. Se creen que esto es como el cine... —rió divertido antes de negar con la cabeza. No estaba presumiendo, era un tamaño normal, pero le asombraba que la gente le preguntase esas cosas.

Recogió su ropa y comenzó a vestirse mientras escuchaba al otro. No pudo evitar fruncir el ceño y sonreír con toque pícaro al ver su reacción a sus propias palabras. —Tranquilo, llamarte estaba entre mis planes de mañana —confesó, si bien exagerando, mientras se colocaba la camiseta. Cuando Noel se vistió, robó un beso de sus labios y habló mientras plantaba besos por su mandíbula—. Te llamaré cuando tenga alguna noche libre y me dices si estás disponible o no. También podemos cenar juntos y aprovechamos mejor la noche. Anoche... bueno, con tanto pez gordo no pudimos hablar mucho.

Y cuando el otro llegó a su casa, hablar fue lo último que hicieron. Se pasó un mano por el pelo antes de  recoger del suelo los preservativos y pañuelos que habían usado y fue a la cocina a tirarlos. —Eso sí, no pienso dejar que te vayas sin que desayunes algo antes. Además, dime dónde vas y te llevo con la moto, que yo tengo que ir al teatro. Total, ya llego tarde... —encogió un hombro. No le importaba; sabía que al ser el protagonista no podrían echarle una gran bronca, o se iría. Además, había disfrutado más despertando a Noel así que yendo al teatro para trabajar, lo sabía y no se arrepentía de hacerlo.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Noel Camus el Mar Oct 20, 2015 7:06 pm
Le sorprendió su propia reacción ante las palabras de que quería llamarle al día siguiente. ¿Por qué se ponía tan alegre y nervioso a la vez? ¿Qué quería del actor? El scort había reducido sus relaciones sociales a un utilitarismo muy básico. La idea de tener a alguien a quien considerar un amigo, o quizá algo más, se abría paso en su interior. Tal vez se había encaprichado de él, por su forma de follar tan increíble o por su aroma corporal. Tal vez sus feromonas fueran justo del tipo que a él le hacían efecto. En cualquier beso no fue robado, solo imprevisto. Le habría dado ese y muchos más por propia voluntad.

-¿No te meterás en un lio? Te recuerdo el asuntillo de las túnicas.- Le pinchó entrando tras él en su cocina. Y deleitándose con el olor del café que le recibió. –Vivo en la calle ____ . Está en Los Ángeles, aunque no muy lejos de Beverly. No te preocupes, dejare que me lleves aunque solo sea para abrazarte un poco más. ¿Qué modelo tienes? Yo conduzco una Yamaha.- Aceptó el vaso que el otro le ofrecía dando un trago, sin importarle si era café zumo de naranja o acido clorhídrico. Habían sudado demasiado como para ponerse tiquismiquis con el pH. Y esta tarde tenia a uno que le hacía pasar por medio kamasutra antes de correrse, en la Mansión Parrish alguno de los otros chicos lo había apodado como “el maratones”.

Pero aparto de su mente al sujeto y se centro en el que tenía delante, infinitamente más interesante. -Tengo más libres los martes y los miércoles.- Los fines de semana sus servicios eran más requeridos que entresemana, aunque siempre había viciosos incapaces de esperar al sábado. -Si me avisas con antelación, puedo tomarme uno de esos días libres. Si tienes valor puedes probar una de mis cenas. Pura cocina de supervivencia de soltero.- Le dedico una sonrisa como quitándole hierro al asunto, aunque se moría por saber la respuesta a su oferta.



El más pasivo del Verano 2015
INACTIVES
INACTIVES
Mensajes : 82

Fecha de inscripción : 13/07/2015

Ver perfil de usuario http://beverly-paradise.foroactivo.mx/t1101-el-tigre-de-beverli-
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Theo Collins el Vie Oct 23, 2015 5:52 am
Bufó con diversión por la nariz antes de negar con el rostro. Por suerte había comprobado las túnicas al despertarse y estaban limpias. Llegar tarde con ellas no sería nada comparado con llegar tarde con ellas si estuviesen manchadas de semen. Ahí sí que le habrían echado definitivamente. —Tengo una Honda, una turismo. La tengo de hace tiempo, pero me va bien, no voy a quejarme —chasqueó la lengua antes de darle un trago al café, mirando fijamente a Noel. Mientras terminaba de desayunar, consultó la dirección en su teléfono móvil y se quedó con la ruta más sencilla para no estar parándose en Los Ángeles para que Noel le guiase.

Esbozó una sonrisa hacia el escort cuando le dijo los días que tenía libres, y le dio un suave beso en la frente antes de responder. —Entonces ya sabes a quién vas a recibir en tu casa el martes que viene. A las nueve, más o menos —en efecto, estaba diciéndole que quedaría con él el martes y además probaría una de esas cenas—. Y si la cena no te sale bien, tengo algo más de lo que alimentarme, no te preocupes. —. Le guiñó un ojo antes de echar la taza en la pila e ir hacia el baño, donde tras hacer sus necesidades se cepilló los dientes, con rapidez.

Te espero fuera, voy a ir preparando la moto y los cascos —le dijo, sujetando su cintura para que se parase en medio del pasillo. Le besó durante un buen rato, hasta quedarse sin aire, y luego salió para ir al garaje que había anexo a su casa. Sacó de una caja el casco para Noel, negro como el suyo, y se lo colocó en la muñeca mientras sacaba la moto a la calle. Se sentó en ella, con los cascos entre las piernas y tarareando mientras esperaba. Ya había guardado los trajes con cuidado y en sus fundas en la guantera del asiento; lo difícil sería dejarlos en su sitio, pero ya se inventaría algo.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 100

Fecha de inscripción : 02/05/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Contenido patrocinado
Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.