I.
II.
III.
IV.
V.
Hasta hace cinco años las disputas entre la comunidad judía cristiana y la comunidad LGBT crearon un caos por la dominación de Beverly Hills pero la sociedad LGBT de Los Ángeles y todo California se aliaron a dos diputadosen su afán por crear una igualdad en todo en California, por lo que apoyados por un grupo de empresarios, atletas, músicos y atletas fue que lograron una legislación para la creación de una zona exclusiva para esa comunidad.
El principal activista de ese movimiento y ahora alcalde de Beverly Hills, Travis Denker ha estado acondicionando una ciudad perfecta donde la igualdad prospera, pero lo que no se sabe era que en parte ese proyecto fue para encubrir ciertos negocios ilícitos que tenía con ciertas mafias internacionales. ¿Qué pasaría si la mafia decide cobrar favores?
ambientación
▲ Tu Pj debe tener un Nombre+Apellido o en su defenco un Pseudónimo.
▲ Debes subir tu ficha para obtener color
▲ Después de que tu ficha es aceptada, debes realizar tus Registros
▲ El mínimo de líneas por post es 10.
▲No olviden postear on-rol para mantener sus Pbs, 15 días sin actividad on-rol y perderás tu color
▲ Avisen sus ausencias y eviten perder sus Pbs
021

Elite

013

Burgherdom

002

Home Workers

012

Employees

010

Students

001

Press

003

Police

008

Criminals

Nuevo Skin

21 - 04 - 2016

Limpieza de Registros

12 - 03 - 2016

Skin de Otoño

Noviembre - 2015

Skin Primavera

28 - 04 - 2015

Normas Actualizadas

09 - 12 - 2014

Censo Obligatorio

Octubre - 2014

Apertura foro

25 - 10 - 2014

El foro está inspirado en las series de televisión "Desperate Housewives" y "Devious Maids", sin embargo la trama actual y el enfoque que se le ha dado corre a cargo del staff de Beverly Paradise. Así mismo se agradece a:
Paparazzi y Staff de Beverly Paradise, por la historia y trama.
Damien Aubriot : Modificaciones al skin, tablillas, tablones, y otros códigos.

También agradecemos los tutoriales de Glintz
Savage Themes
The Captain Knows Best y Foroactivo

Algunos recursos gráficos e imágenes han sido tomados de
Tumblr
DeviantArt - Agradecemos especialmente a Pillsburymonki por su coloring Hollywood psd 15
Google
Otros

Gracias a Flaticon por los íconos, créditos a sus autores.

Licencia de Creative Commons

Beverly Paradise by Paparazzi is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en http://beverly-paradise.foroactivo.mx
Mejor AAAApellido
Mejor AAAApellido
Mejor AAAApellido
Mejor AAAApellido
Últimos temas
» Over muscle
Jue Mayo 18, 2017 10:54 pm por Vladimir Mikhailov

» Petición y/o Búsqueda de Rol
Vie Mayo 05, 2017 1:21 pm por Connor Reznikov

» Sorcery hill {Af. Élite}
Lun Abr 03, 2017 9:52 am por Invitado

» Comunidad Homosexual | Eternal Pleasures | REALES | SPORT & UNIVERSITY | APERTURA.
Miér Mar 29, 2017 7:29 pm por A. Griffon Arkwright

» — WALPURGIS HETERO ♥ +18 — Cambio de botón élite!
Sáb Mar 25, 2017 2:42 pm por Invitado

» Gold rings | Griffon
Sáb Mar 25, 2017 2:27 pm por A. Griffon Arkwright

» HUSBAND & MY BOYS 1/4 | Boda del año | Lacayos.
Vie Mar 03, 2017 12:06 pm por A. Griffon Arkwright

» THE RED JOINT | Putos | Sexual Slaves | Clientes
Miér Mar 01, 2017 7:15 am por A. Griffon Arkwright

» Daddy's Boy | Griffon +18
Mar Feb 21, 2017 9:29 am por A. Griffon Arkwright

Afiliados Élite 21 de 50
afiliados Hermanos 03 de 05
Directorio

Primera prueba {+18}[Lawrence D. Hoffman]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mensaje por Alistair Hawke el Jue Ago 20, 2015 7:50 am
Durante más de una semana, el joven actor y productor había estado observando on-line a un muchacho en una página web. Las habilidades del chico eran cuantiosas, y tenía buen cuerpo, a parte de un rostro dulce y angelical que encajaba perfectamente con el mundo del porno. Un ángel picarón, por así llamarlo.

Entró prácticamente a diario al portal, observando día tras día lo que el chico ofrecía. Él se creó varios perfiles y pagó varios shows privados en los que pedía numerosas cosas para ver si tenía lo que había que tener para dedicarse al porno. Desde luego, había pasado el examen visual con creces, pero el porno amateur estaba muy lejos del profesional, y eso había que ponerlo a prueba.

Mandó un correo electrónico al muchacho con su nombre y el nombre de su empresa, la cual aún no era especialmente grande ni famosa, pero ya había dado que hablar y sus actores cobraban un pellizco importante. Lo citó en su despacho por la tarde, después de supervisar el rodaje de otra película en la que un chico pequeñito sometía a un tipo grande y sumiso. Había quedado bastante bien.

Se dirigió a su despacho con una sonrisa y empezó a hacer la parte aburrida. Llamar a proveedores de materiales, poner algunas cuentas al día, pagar a los actores de la película que se había rodado esa misma tarde… todo eso que nadie quería hacer. Tenía que contratar a alguien para que se lo llevara, pues él quería ocuparse solo de actuar y observar la parte divertida. Aún así, no le disgustaba su trabajo.

Encendió su ordenador y vio que el chico había confirmado su asistencia. Al parecer, se llamaba Lawrence, aunque no había dado su apellido. Normal, en el mundo de la pornografía, tanto amateur como profesional, no era normal dar datos verdaderos. No obstante, sonrió al ver que el chico se iba a acercar a las ocho de la tarde. Miró su reloj que, según las manecillas, indicaba que llegaba unos cinco minutos tarde. Sonrió entonces. Ya faltaba poco para ver si había un nuevo guerrero entre sus filas. Solo quedaba ver si sabía usar bien esa espada.

El despacho de Alistair era bastante grande, decorado de forma sencilla pero elegante. El escritorio era de madera de color claro, tenía un ordenador y un sillón giratorio bastante cómodo. En una esquina, había un sofá donde ponían a prueba a los aspirantes a actor. También había un pequeño armarito donde había una cámara y un trípode, este último por si los cámaras estaban ocupados y tenía que rodar el plano quieto.

Sacó ambas cosas y las fue colocando. Buscó también al chico que tenía para hacer las pruebas, pero como había acabado antes ese día, le había dado permiso para irse. Alistair pensó que tal vez podía pillarlo, pero su coche ya no estaba en la plaza de garaje. Se encogió de hombros, quitando importancia al asunto. Él mismo podía ocuparse de un casting. Además, el muchacho le gustaba. Por lo menos, pasaría un buen rato.
ELITE
ELITE
Mensajes : 42

Fecha de inscripción : 15/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lawrence D. Hoffman el Jue Ago 20, 2015 11:07 am
Llegaba tarde. Bueno había salido un poco justo del trabajo hoy, por lo que tenía justificación. Al sitio que tenía que ir estaba un poco lejos de la cafetería en la que trabajaba. Además había investigado un poco la empresa que le ofrecía el trabajo y tenía bastante claro lo que iba a decir.

Había sido un buena semana. Durante todas la semana, había hecho un varios shows y eso era dinero que se iba a su cuenta corriente. Fue algo raro, ya que cada día le habían pedido algo distinto, y eso no era normal. En ese momento no se preocupo, pero ahora se había dado cuenta de que quizá le estaban haciendo un casting sin darse cuenta. Por eso había preferido ir en personas para declinar la oferta. Si iba a agradecer tal propuesta, pero nunca no podía hacer porno. Las pocas veces que había hecho no se había visto haciendo eso.

Cuando salió de la cafetera, tras despedirse de sus compañeros, tomó la bicicleta y pedaleó a la dirección que le habían dado. Así tardaría menos en llegar, aun así iba a llegar tarde. Hoy había tenido que fregar algo mas de la cuenta porque uno de sus compañeros no venido. Y lo peor es que no podía quejarse, ya que era el sueldo con el que vivía. Bueno uno de los dos, pero no podía perderlos. Necesitaba el dinero.

Cuando ya llegó al edificio, ató su bici a una farola, mientras se fijaba que salía un coche por el aparcamiento del edificio. Para ser una productora poco conocida, parece ser que tenía bastante éxito, porque parece que no solo tiene un despachito alquilado en el lugar. Así que se adentra en el edificio y pregunta el recepción por el despacho del señor Hawke. Una vez con las indicaciones listas, se dirige al ascensor. Estaba nervioso, así que respiró profundamente, y se dirigió hacía la puerta del despacho, una vez el ascensor ha abierto sus puertas a la planta que le habían indicado. En nada encontró el despacho y tras unos segundos para relajarse, dio unos golpecitos en la puerta para relajarse.

- Señor Hawke.- Saluda una vez este le dio permiso para entrar en su despacho. Se quedó de pie en la puerta. Es la primera vez que se siente incomodo y nervioso con algo. Así que volvió a respirar para tranquilizarse y empezó a hablar del tirón- Señor, agradezco mucho la oferta que supongo que me va ha hacer, pero nunca he estado muy interesado en hacer porno. Si me gusta hacer shows eróticos vía online, pero no se si me sentiria cómodo manteniendo sexo con alguien frente a una cámara- Una vez soltó del tirón todo lo que venía a decir se paró y volvio a respirar. Ahora solo esperaba que el señor Hawke lo entendiera. O que intentará convencerlo de lo contrario.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 12

Fecha de inscripción : 18/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alistair Hawke el Jue Ago 20, 2015 9:38 pm
El productor jugueteó con un bolígrafo mientras leía unos informes que carecían de interés para él, mientras lanzaba miradas furtivas a la puerta, esperando a que llegara el chico. Llegaba casi media hora tarde, pero si algo identificaba a Alistair —aparte de follar bien — era su paciencia. Así que no se desesperó y se puso al día con todo lo que tenía entre manos.
Cuando el muchacho entró por la puerta, había cierto nerviosismo tanto en sus movimientos como en su tono de voz. Era más alto de lo que parecía por internet, e infinitamente más guapo. Las web-cams de la gente suelen ser de calidades pésimas, y claro, los rasgos más o menos se distinguían bien, pero nada comparado con la realidad.

Su cuerpo estaba bien trabajado, y se notaba que era un hombre que cuidaba su imagen. Aunque la ropa era lo único que le sobraba en aquel momento, Alistair. Lo único que había dicho el productor había sido un “adelante”, seguido de una sonrisa y un gesto para que se sentara. Y el chico empezó a hablar de carrerilla.

—Tranquilízate, hombre —dijo él con una sonrisa de oreja a oreja —. En primer lugar, no vamos a obligarte a hacer nada que no quieras, así que relájate un poco—se inclinó hacia la mesa y posó sus codos en ella —. En segundo lugar, no estarías haciendo nada muy distinto a lo que ya haces en tu show por internet… que por otro lado, es bueno, pero puedo catapultarte a las estrellas —lanzó una sonrisita de medio lado, su mejor cara seductora —. En tercer lugar, ganarías una suma importante de dinero. No por película, por escena.

Alistair volvió a recostarse sobre su sillón. Miró la cámara que había colocado y que, al parecer, el chico aún no había visto todavía. Estaba bastante nervioso en ese momento como para hacerle mucho caso, pero el actor la miró con conciencia, recreándose en esa maravilla de la industria del cine.

—Es mucho más cómodo de lo que crees. Ganas mucho, mucho dinero. Mil dólares por escena. Una escena puede tardar alrededor de treinta minutos —se inclinó hacia él — ¿Alguna vez has cobrado mil dólares por media hora de trabajo? Si a follar, pasarlo bien, estar de risas y tener orgasmos se le considera trabajo, claro está —volvió a reclinarse —. No te cierres a un mundo para el que, al menos por ahora, estás más que cualificado. Tienes el rostro y tienes un buen cuerpo. Solo necesitamos saber cómo te desenvuelves… y ya decides tú si quieres o no quieres. Pero deberías darte una oportunidad, al menos.

Sonrió y lo miró desde su sillón. Se encontraba retrepado todavía, y le lanzaba miradas cargadas de insinuaciones. Llevó su mano a la entrepierna mientras observaba al joven, haciéndole ver que en presencia de una persona, el pudor podía llegar a no ser nada, y una cámara solo era un instrumento más de trabajo.

—¿Qué me dices? ¿Hacemos el casting?
ELITE
ELITE
Mensajes : 42

Fecha de inscripción : 15/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lawrence D. Hoffman el Vie Ago 21, 2015 7:54 am
Lo había dicho todo del tirón y prácticamente sin respirar. Estaba tan de los nervios que se había quedado en la puerta, por lo que avanzó por el despacho tras su discurso para sentarse en la silla de enfrentente de Hawke. PArece que no le ha convencido su negativa y esta empeñado a que entre en el negocio del porno. Se sentía incomodo con la idea de que le grabaran mientras se acostaba con otro hombre.

- No se si me sentiría cómodo teniendo sexo frente a una cámara, señor Hawke- Dice ahora mas tranquilo. La actitud y la sonrisa le ayudan a relajarse y podr hablar tranquilamente. -Cuando hago mis shows me divierto y me siento cómodo. No me importa que me vean haciendo lo que hago, pero no se si tendría esa misma actitud manteniendo sexo con alguien.

Pero en su rostro se notó que entraba la duda, que el convencimiento de no hacer porno se estaba yendo y ahora empezaba a plantearse si probar aunque fuera el casting. No fue que le asegurará que no iba a hacer algo que no quería hacer, porque entonces si que les dejaba en con la puerta en las narices. Tampoco era la fama y el estrellato, no era esos que necesitara la fama, ser famoso y que todo el mundo le conociera y además ya tenía muchos fans de sus shows en vivo. Lo que agrietó su decisión del no fue el dinero. Tenía dos trabajos y a pesar de todo muchas veces no podía llegar a fin de mes, pero la oferta que le estaba haciendo Hawke era muy suculenta. Era casi todo el sueldo de un mes, simplemente por media hora de trabajo. Por fin podría vivir relativamente bien y podría incluso dejar sus trabajos. Hacer del porno su vida. Porque en el fondo el productor tenía razón, lo que hacía por la cam tampoco era tan diferente a lo que podía hacer entrando en la industria. Además por ahora se lo podía tomar como algo esporádico para dejar de vivir al día y poder ahorrar.

- ¿Me deja unos minutos para que me lo piense?- le preguntó mientras se levantaba de la silla y se paseaba un poco por el despacho. Le ayudaba bastante a meditar la respuesta, ademas se dedcio a morderse la uña del dedo gordo, eso lo hacía cuando estaba nervioso o estaba pensando. Mientras pensaba se fijo en el despacho. Era tan grande como el piso en el que vivía ahora, lo que pasa es que este era mas bonito y estaba mejor decorado. Y por fin se fijó en la cámara, que estaba ahí de pie, frente a un sillón. Parece que Hawke lo había preparado todo a sabiendas que se lo iba a plantear en serio. Se quedó quieto mirando la cámara. Tendría que pensar que era lo mismo que hacía en su casa, solo que con otra persona. Tampoco era para tanto. O de eso estaba intentando concienciarse. Así que volvió a sentarse en la silla- Tengo unas dudas. ¿Voy a tener que dejar mis shows por cam?. Porque es algo que no me gustaría. ¿Qué debería hacer en las escenas además de sexo convencional? ¿Si me decido a entrar, cuantas escenas haría mas o menos al mes? ¿O podría elegir yo el numero de escenas que hago? ¿Cual sería mi posición, activo o pasivo? ¿Mi salud correría peligro o esta bien controlado? Lo digo porque no se si sería capaz de hacer sexo sin condón a no ser que tuviera mucha seguridad que mi compañera estubiese muy limpio...-Por ahora no se le ocurría nada mas, pero seguramente le vendrían mas dudas a la cabez antes de firmar el contrato.

Ahora miró la cámara que estaba frente al sillón y tomó aire profundamente. Todavía tenía muchas dudas, pero quien no arriesga no gana. Aun así, no se acababa de sentirse cómodo del todo con la idea

- ¿Que debo hacer en el cásting? Me siento frente a la cámara y me entrevistas, o algo así? ¿O necesitarías que me desnudara?
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 12

Fecha de inscripción : 18/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alistair Hawke el Vie Ago 21, 2015 12:51 pm
Alistair vio como, poco a poco, Lawrence se relajaba en la silla. Bien era cierto que no todo el mundo tenía madera para ser estrella del porno (a pesar de tener el físico), a él le sobraba. La prueba era esa página web que tenía y que le estaba proporcionando gran cantidad de seguidores. Con vistas a un negocio redondo, esos seguidores serían los que luego comprarían las películas en las que saliera él. Era un negocio redondo, se mirara por donde se mirara.

—Por supuesto, piénsatelo.

El joven productor volvió a reclinarse en el sillón, mientras lo seguía con la mirada por todo su despacho. Observó la figura del joven ahora en pie con más detenimiento. Buen torso, espalda ancha, culo prieto, piernas fuertes… era perfecto. Solo le quedaba ver cómo era retozando frente a una cámara. Pero algo le decía que podía llegar lejos.

Fue el mismo Lawrence quien lo sacó del ensimismamiento, cuando empezó a formular preguntas. Alistair sonrió. Era un chico inteligente, pues eran preguntas normales que se tenían que hacer sí o sí. La salud era lo primero. Y ese también era el lema de Alistair y su productora.

—Vayamos por partes —sonrió —. Puedes seguir haciendo shows, pues tu tiempo libre es tuyo. Aunque a veces nosotros ofrecemos ese mismo servicio desde la misma agencia, por lo que, si un día te apetece, puedes hacerlo desde aquí. Se cobra menos que en una escena, pero también es un pellizco —arrugó un poco la frente para acordarse de todas las preguntas —. El tema del sexo, hay distintas cosas que se pueden hacer, pero nunca nada que no quieras. Si no quieres que te azoten, te aten o te pongan una venda en los ojos, no se hará. Las escenas que se hagan dependen del productor. Has de entender que si un día no necesito a alguien con tus características, no se hará nada. Pero no te preocupes, no suele darse el caso, y no me sobran actores —tamborileó ahora en la mesa con sus dedos —. Ah, tu rol. Normalmente, si eres activo, no te haremos hacer de pasivo, y viceversa, a no ser que un día decida que es mejor que cambiéis porque, a veces, al público le gusta ver al dominante siendo sumiso, y al dominado siendo el que lleve la batuta.

De momento, había respondido a todas las preguntas en el orden que el muchacho las había formulado. Y quedaba, a parecer de Alistair, la más importante e inteligente que había hecho. Así que se levantó, abrió su pequeño armarito, cogió una carpeta y la puso encima de la mesa.

—Estos son los historiales médicos de los actores. Ningún actor puede hacer una escena sin preservativo sin antes entregarme esto a mí. Así que la salud, como puedes ver, es lo más importante. Y si firmas el contrato, tendrás un seguro médico, que incluye un chequeo completamente gratuito.

Su expresión, a pesar de ser amigable, ahora estaba falta de sonrisa. No quería que Lawrence pensara que no era profesional, y a la hora de hablar de negocios, el joven galés era un tiburón. Vio entonces como el joven se acercó a la cámara, mostrando curiosidad.

—Primero te haría unas preguntas frente a la cámara —empezó —. Y después te pediría que te quitaras la ropa y, tal vez, que hicieras algo parecido a lo que haces en tus shows. Solo tú, yo y la cámara.

Alistair se acercó entonces a la cámara, la examinó para que todo estuviera en orden, y después miró al joven. Tal vez ese no fuera el único plan del productor, pero no quería avasallarle tan rápido y decirle que pensaba que el mejor casting era el de él mismo saltando sobre su polla entre gritos de placer.

—¿Qué me dices? ¿Te atreves?
ELITE
ELITE
Mensajes : 42

Fecha de inscripción : 15/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lawrence D. Hoffman el Vie Ago 21, 2015 5:02 pm
Seguía un tanto indeciso con la idea. Pero el dinero era el dinero y a él le hacía muchísima falta. Así que tendría que hacerse a la idea. Si quería esa pasta debería follar con gente frente a una cámara. Se lo había planteado alguna vez, eso de que sus shows fueran compartidos con otro chico y los vieran haciendolo. Píero nunca lo haba llegaod hacer. Primero por falta de alguien de confianza para hacerlo y segundo porque nunca se había sentido cómodo con la idea. Pero ahora estaba planteandose hacer porno, follar con casi desconocidos, para que lo grabaran y lo distribuyeran. Se quedo mirando la cámra otara vez. Si quería hacerlo, debera tomárselo como que detrás de esa lente estaban todos sus fans, aunque esta vez lo verían follando con alguien.

- Entiendo que si me dejas todavía hacer shows en vivo, no tendré un contrato en exclusiva con tu agencia- continuo mientras se giraba para hablarle a Hawke, pero de pie y al lado de la cámara- Por lo que si otra compañía me ofrece alguna escena les podría decir que si, supongo. Y no me refería solo a esas cosas, lo que pasa es que no me he explicado. Me refería a que si haré solo sexo convencional en pareja, o también se me requerirá para tríos o orgías, o cosas así. Y por mi rol no hay que sufrir. Si has visto algunos de mi shows te habrás dado cuenta que me da igual meter a que me la metan- Se quedó pensando un poco por si había algo mas que aclarar. Hawke aprovechó ese tiempo para sacar unas carpetas. Unas carpetas con los expedientes médicos de sus actores, que según el confirmaba que estaban todos limpios. Suponía que lo estarían, pero no estaba de mas preguntar. Ultimamente se habían puesto de moda las escenas sin condón. Y a él no le importaba hacer alguna. Era de sexo seguro a tope, pero podía negociar a alza el precio de la escena si era a pelo. Pero tampoco quería correr riesgos.

Se sorprendió a asi mismo. Parecía que ya estaba hablando y pensando como una estrella del porno. Quizá si estaba hecho para ello. Quizá era una estrella del porno y no se haba dado cuenta. Desde siempre le haba gustado exhibirse y correr el riesgo que le pillarán si estaban follando. Incluso una vez, pensaba que le estaban mirando mientras se tiraba a su vecino, y se puso mucho mas cachondo. Quia si era una estrella del porno y no solo un exhibicionista. Así que respiró profundamente y se dirigió al sofá, sentádose en él y mirando directamente a la cámara. Luego miró a Hawkes esperando que quedará claro la respuesta a si se atrevía.

- Bueno, dime que tengo que hacer o decir
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 12

Fecha de inscripción : 18/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alistair Hawke el Vie Ago 21, 2015 9:36 pm
Alistair observaba como poco a poco, el chico se veía mucho más receptivo a como había llegado en un principio. De hecho, estaba casi seguro de poder convencerlo. Solo quedaba que el chico viera que había más ventajas que inconvenientes en aquel mundo al que la gente consideraba oscuro, nada más lejos de la realidad.

—Sí que tienes exclusividad con nosotros —explicó de forma pausada y amigable mientras trasteaba la cámara —. En tu tiempo libre, puedes hacer porno amateur y subirlo a internet cuantas veces quieras. Pero la única productora con la que puedes grabar es esta —lo miró ahora —. Espero que lo entiendas… ninguna cadena de televisión contrataría a un presentador que esté trabajando en una cadena de la competencia. Muchas veces, el rostro es identificador de mi productora, o mi productora identifica tu rostro. Es una marca, y en ese sentido, sí que tenemos exclusividad, como en todos lados. Y sí, se te pedirá tu participación en tríos y orgías —sonrió —, pero puedes rechazarlo sin problemas. Aunque esas también se pagan mejor.

Todo lo que tenía Alistair que hacer, era hablarle de dinero. En cuanto el chico escuchaba las sumas de dinero, empezaba a mostrarse receptivo con el tema. No había sido difícil pillarlo, aunque sí le había costado convencerlo. Eso le gustaba, tenía las ideas claras y no le importaba lo demás si él era el que salía ganando.

—Muy bien, siéntate —dijo señalando el sofá —. Dime tu nombre, de dónde eres, tu edad, a qué te dedicas… como si fuera una presentación normal.

Alistair se puso detrás de la cámara. Normalmente, no era quien grababa, solo el que preguntaba. Pero en ese momento no había nadie, así que no le importó ser el mismo el que grababa. Además, el cámara era el que mantenía sexo con el otro, bajo la supervisión del productor. No obstante, tampoco le importaba eso, estaba de buen ver y, por qué no admitirlo, le apetecía echar un buen polvo.

—Bien, ¿te desnudarías para mí? —preguntó cuando obtuvo las respuestas —Quítate la ropa con tranquilidad, sin prisas. No quiero que te agobies.

Cuando lo hizo, el galés profirió una sonrisa de oreja a oreja. El cuerpo del chico era exactamente igual a como se lo imaginó. Puede que incluso mejor, ya que estaba al natural. La musculatura era bien definida, el bronceado perfecto, y la piel era tersa, con el vello justo para que pareciera aún más interesante de lo que ya era.

—Muy bien. Me gusta lo que veo —dijo sonriéndole para que no estuviera nervioso —. ¿Te masturbarías para mí? Empieza suave.

Alistair se iba poniendo más a tono conforme grababa. Pero era algo normal… Lawrence era una buena pieza, y tenía un buen rabo. Era imposible que el productor no sintiera la necesidad de lanzarse. Y lo haría cuando llegara el momento justo.

OFF:
Espero no haberte movido mucho en contra de tu voluntad x)
ELITE
ELITE
Mensajes : 42

Fecha de inscripción : 15/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lawrence D. Hoffman el Sáb Ago 22, 2015 8:45 am
Al parecer Hawke le híaba calado bien. Siempre que le hablaba de lo que debería o no hacer, siempre añadía el dinero que iba a cobrar. Y realmente eso era lo que le estaba conveciendo para probar el mundillo. También era un poco de curiosidad, pero sobre todo que le estaba prometiendo en referencia a lo que iba a cobrar.

- Bueno me llamo Lawrence Hoffman- Empezó la presentación, planteandose que quizá debería haber dado otro nombre, uno artístico, para quitarse problemas futuros. Aunque bueno, eso luego ya lo podría pactar en el contrato- Provengo de un pequeño pueblo de Virginia, tengo 20 años, que los cumplí a finales de Junio, Y ahora mismo tengo dos trabajos, por las mañanas y algunas tardes trabajo como dependiente en una cafetería, y los fines de semana soy camarero en un pub nocturno.

Una vez hecha la presentación escuchó que si podía desnudarse. Normalmente no tendría problema, pero ahora le habían entrado algunas dudas. Se volvía a sentir incomodo con la idea de que le grabasen mientras estaba en la cama con alguien. Pero pensó en el dinero y se convenció que no era tan diferente de lo que hacía en su casa, y empezó a desnudarse, quitándose los zapatos.

-Tienes suerte, en mis shows tiene que llegar a una meta para que me quite la ropa, a ti te lo hago gratis- bromeó, intentando relajarse y hacerlo con naturalidad, aunque aun se le notará los nervios. Se levantó para poder quitarse los pantalones, quedandose ahora solo en ropa interior. Unos boxers ajustados que marcaba su bulto. Respiró profundamente, mientras intentaba relajarse. Estaba nervioso, y era la primera vez que lo estaba haciendo algo así. Aunque mentalmente contó hasta tres y se bajó de golpe la ropa interior, quedándose desnudo frente al productor.

Ahora su cuerpo estaba expuesto y su pene al aire. No tenía un pene descomunal, pero si estaba bien dotado, 20 centímetros, que ahora estaban flácidos colgando entre sus piernas. Si Hawkman había visto sus shows, sabría que la tenía mas grande de lo que parecía ahora. Volvió a sentarse en el sillón, escuchando la petición de que se masturbara. Se quedó mirando su pene mientras lo tomaba con la mano derecha. Lo masajeó para ver si conseguía que se ponía duro, pero tenía el temor de que por nervios no consiguiera nada. Entonces levantó la vista y se fijó en la cámara y por fin se dio cuenta. Lo que estaba haciendo ahora no era tan diferente de lo que hacía en su casa. Aunque ahora no lo miraban cientos de personas; ahora lo podían ver millones de personas y cuando quisieran. Solo de pensarlo un escalofrío agradable le recorrió la espalda, y notó como poco a poco, la sangre se centraba ya en su miembro, mientras los nervios se iba y pasaba a una sensación de morbo y excitación que nunca había tenido.

Su polla ya estaba dura entre sus manos, por lo que empezó a masturbarse lentamente, mordiendose el labio inferior, mientras que su mano izquierda, que hasta ahora estaba muerta junto a su pierna, se deslizo y empezó a acariciar la parte interior de sus muslos, subiendo a sus testículos y de vez en cuando acariciandose el períneo en busca de su ano. Para poder llegar su agujero se tubo que acomodar y abrir las piernas, por lo que su miembro quedo aun mas expuesto a la cámara. Ahora estaba muy cachondo, solo de pensar que miles de personas le podrían ver siempre que quisieran. Dedicaba muchas mirabas a la cámara, pero alguna también al productor. Quería saber si lo estaba haciendo bien, pero también le daba morbo que estuviese ahí sentado, mirando, mientras él estaba disfrutando.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 12

Fecha de inscripción : 18/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alistair Hawke el Sáb Ago 22, 2015 12:47 pm
Al principio, y como era normal, el joven empezó un poco reacio y cortado. El momento de desnudarse fue algo rápido y, bajo el parecer del productor, torpe. No en el sentido de que no lo hubiera hecho bien, sino que lo había hecho como con prisas, sin seducir a la cámara. Aunque eso no era lo realmente importante, así que lo dejó pasar.

—Te aseguro que esto no va a ser gratis en el futuro —sonrió de forma pícara al joven, mientras observaba directamente, en vez de por la cámara.

Miró después desde la cámara para ver si estaba bien enfocada, y observó como, poco a poco, el joven cogía su polla semi erecta y empezaba a masturbarse. El nerviosismo ahora era palpable en él, pero algo pasó que, en menos de un minuto, su polla alcanzó su máximo cénit, su cuerpo se arqueó y empezaba a moverla en sus manos.

—Sedúcenos. A mí. A la cámara. A los fans…

Le dedicó una sonrisita de medio lado mientras el joven se masturbaba y lanzaba fugaces miradas a la cámara y al mismo Alistair. Lawrence empezó a actuar como lo hacía en sus shows para sus fans, masajeándose el interior de las piernas y los testículos con suavidad, hasta llegar a su ano. Cada movimiento hacía que la polla de Alistair estuviera más dura. Tenía ganas de probar a ese pequeño diablo que dejó de lado toda la vergüenza y se abandonó al placer.

Alistair se desabrochó unos cuantos botones de su camisa y deshizo el nudo de su corbata, mientras se dirigió a él con lentitud. No quería asustarle, así que simplemente se sentó a su lado y puso su mano en la pierna de Lawrence, acariciándola poco a poco, de arriba abajo.

—Lo estás haciendo genial… y me gustaría probar cómo te desenvuelves frente a las sorpresas que ofrece el mundo del porno.

Le lanzó una mirada cargada de sensualidad y besó sus labios con fuerza y pasión. Su mano buscó las pelotas del entrevistado, que estaban calientes. También notó la polla, palpitante y ardiente, ávida de placer.

—¿Pasamos a algo un poco más atrevido?

Sonrió con lascivia y se agachó hasta el miembro del joven. Olía a masculinidad, algo que a Alistair lo volvía loco. Abrió su boca se comió aquel rabo duro y completamente erecto hasta la base, acunándolo con la lengua con suavidad y lentitud, haciéndolo disfrutar, mientras seguía masajeando los testículos y el perineo del joven. El productor lanzó un gemido mientras volvía a subir por toda la extensión, hasta llegar al glande y, acto seguido, volver a bajar, con la misma fuerza y lentitud, succionando lo justo como para volver a cualquier hombre loco de placer.

—Dime si te gusta o no —dijo sacándose el tronco de carne de Lawrence de la boca —. Para saber si tengo que seguir… o prefieres hacerte un solitario frente a la cámara.

Sonrió con picardía y seguía moviendo la polla del joven con sus manos, llenándose de su propia saliva.
ELITE
ELITE
Mensajes : 42

Fecha de inscripción : 15/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Lawrence D. Hoffman el Dom Ago 23, 2015 3:29 pm
Ahora su exacitación era máxima. Solo de pensar que miles de personas podrían verle hacía que se la pusiese como una piedra. Ahora mismo no era dueño de sus actos, simplemente se había dejado llevar por el morbo del momento, por la excitación del momento. Simplemente ahora funcionaba por instinto. Y su instinto le pedía sexo. Ahora mismo no escuchaba nada, aunque podía oír como le hablaba Hawke. Era consciente de ello, pero no de lo que decía. Estaba demasiado centrado en darse placer a si mismo como para escuchar lo que le estaba diciendo.

Aunque estaba centrado en lo suyo, si pudo darse cuenta de como se acercaba el productor. No pudo evitar centrar la mirada en él, quizá por el momento de excitación, quizá porque ya hacía tiempo que no estaba con otro chico, pero aun se puso mas a tono cuando lo vio como poco a poco se desabrochaba la camisa. Clavó sus ojos en él, mientras se sentaba a su lado, mientras dibujaba media sonrisa cuando escuchaba lo que decía se las sorpresas. Siempre le habían gustado las sorpresas y la que le venía ahora le iba a gustar más. El beso le pilló por sorpresa, pero estaba tan cachondo que reacciono en un segundo al beso. Se lo devolvió con la misma pasión y lujuría con la que se lo había dado el productor. Además dejo de masturbarse al notar la mano de éste tocándole. Eso se puso aun mas cachondo, preparado para lo que venía ahora.

Resopló de placer cuando la boca de Hawke se descender hasta la base de su pene. Su lengua era un maestra en el arte de lamer penes. La segunda vez que bajó por el largo de su pene, volvió a resoplar soltando un pequeño gémido. Quedaba confirmado que el productor no solo era bueno haciendo peliculas si no participando en ellas también. Pueso sus manos en la nuca, apoynadose y cerrando los ojos, disfrutando de la mamada que hawke le estaba practicando. Ahora mismo no se arrepentía en ningún momento de haber aceptado el casting. La boca de este tío era maravillosa.

- No sabía yo que en el porno se hablara tanto- murmuró cuando este le preguntó que si quería seguir a solas o en su compañía. Como respuesta a esta pregunto, le tomó la cara con una mano, para besarlo con la misma lujuria con la que le había besado antes. Pudo notar el sabor de su pene en la saliba del otro, o que le puso aun mas caliente de lo que estaba, y pensaba que era imposible.
EMPLOYEES
EMPLOYEES
Mensajes : 12

Fecha de inscripción : 18/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Alistair Hawke el Dom Ago 23, 2015 4:30 pm
Alistair sonrió para sus adentros. Ya estaba hecho. El chico que al principio se mostraba reacio con el mundo del porno, estaba besándolo y dándole de comer de su polla. Era evidente que solo había que saber ganárselo y, para esas cosas, Alistair era el mejor.

Normalmente, él mismo solo se hubiera ofrecido si alguien hubiera estado muy nervioso, o para ofrecer más confianza. Pero ese chico tenía unos seguidores fieles en internet que, de seguro, empezarían a ser clientes de los productos de Hawke. Así pues, las ganancias con este nuevo fichaje estaban aseguradas.

Pero, tal y como dijo el muchacho, en el porno tampoco se hablaba tanto. Cuando se separó de él, se bajó los pantalones con la velocidad justa del que quiere seducir a su amante, sin darse mucha prisa, observando su expresión. Cuando estos estaban en el suelo, montó a horcajadas, pegó su cuerpo al de Lawrence y, con su polla aún escondida bajo el bóxer, pero erecta al cien por cien, rozó el pecho del joven. Sentía la polla gorda, gruesa y ávida de placer sobre su culo, pero el placer de chocar piel con piel era negado por la tela.

Para hacerlo sufrir, Alistair empezó a moverse como si ya estuviera siendo follado, masturbando con su culo la polla del otro, mientras lo besaba de nuevo con fuerza, profiriendo algún que otro gemido a causa de la excitación del momento. Sin embargo, aún no le brindó esa satisfacción.

Dejó un hilo de besos y pequeños bocados desde el cuello de su compañero hasta que llegó de nuevo a su polla, quedando de rodillas en el suelo, sumiso. Besó los alrededores, los lamió y jugueteó con los testículos, esperando a que el cuerpo del joven rogara de nuevo que usara su boca. El rabo de Lawrence estaba tan palpitante y tan duro, que tenía pequeños espasmos, fruto del placer.

Así que, para no hacer sufrir más a su compañero y entrevistado, el galés volvió a abrir la boca, acunar la lengua y bajar por toda la extensión, cuan larga era, haciéndole un garganta profunda que de seguro no iba a olvidar. Se quedó unos segundos así, para después sacarla hasta más o menos la mitad y volver con una ligera succión hasta la base.

La mirada de Alistair se encontró entonces con la de Lawrence. Quería ver la cara que ponía mientras le chupaba aquella deliciosa polla nacida para hacer sexo del bueno. Y ahí se quedó, moviéndose muy lentamente, esperando que fuera el chico quien tomara la iniciativa y le follara bien la boca. O el culo. O ambas.
ELITE
ELITE
Mensajes : 42

Fecha de inscripción : 15/08/2015

Ver perfil de usuario
avatar

Volver arriba Ir abajo

Mensaje por Contenido patrocinado
Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.